No pensaba incluir un post así entre los últimos del año porque la verdad preferiría hablar de otros temas mucho más alegres y positivos, sin embargo… las circunstancias personales han hecho que hoy tuviéramos que pasar la mañana en el tanatorio acompañando a un familiar que se ha ido después de llevar ya un tiempo bastante malito.

El caso es que Vera una vez en el tanatorio (en el que por cierto se lo ha pasado pipa porque ha jugado a la comba, a cocinar para todos arroz con coliflor xddd) al entrar al baño le ha preguntado a mi madre que cuándo íbamos a ver a este familiar y se han sorprendido de que supiera a lo que habíamos ido allí.

La verdad es que ante temas así al principio tienes la duda de cómo afrontarlo, si hablarlo abiertamente, pasarlo por alto… pero ya desde hace un tiempo, cuando murió la perrita de la familia, decidí que hablar de la muerte debía ser algo natural.

environmental-protection-326923_640

Si la muerte forma parte de nuestro ciclo y proceso vital… no debemos darle la espalda de cara a explicarlo a nuestros hijos.

Por eso, pensé en hablaros de algunas de las RAZONES POR LAS CUALES CONSIDERO IMPORTANTE HABLAR DE LA MUERTE CON NIÑOS:

-En primer lugar, porque es importante que se sientan importantes en casa, que son uno más y que no se les excluye de un tema que debe ser natural.

-Si la muerte forma parte de todo lo que nos rodea, prefiero que mis hijas sean conscientes de este aspecto del proceso de la vida de cualquier ser vivo.

-Creo que es esencial adaptar la explicación a su edad. Quiero decir, que yo tengo claro lo que he explicado a Vera, pero también entiendo que tan solo tiene 3 años y para ella… ahora mismo la muerte es un punto del que se vuelve en cualquier momento. De hecho, a veces aún pregunta que cuando vamos a ver de nuevo a Nana.

-Porque de algún modo, se desarrolla la resiliencia, tan importante para ser capaz de afrontar los momentos duros que la vida nos plantea y nos aporta recursos que nos harán más fuertes ante el futuro, para superar situaciones difíciles.

-También, considero que ocultar un tema así acaba convirtiéndolo en un tema tabú, y esto sí que no lo quiero para ellas.

-Por otro lado, creo que es un modo más de conocer, interpretar y trabajar las emociones, especialmente la tristeza, etc

-Todo ello, sin olvidar que son pequeños y por tanto tenemos que saber comunicar una noticia así con calma, serenidad, en un momento de tranquilidad y respondiendo a las dudas que puedan planteársele.

Además de hablar tranquilamente sobre lo que le ha ocurrido a este familiar he aprovechado un libro que tenía en casa desde mi primer año viviendo en Talavera, y que ahora me ha resultado un recurso muy útil para explicar este proceso. Se trata del libro «El hilo de la vida». Es un libro aparentemente muy sencillo y minimalista, donde el hilo conductor de la historia es un hilo de lana roja, que une todos los momentos importantes y especiales de nuestra vida, desde un sencillo beso antes de dormir hasta la propia muerte. Este hilo nos lleva por las diferentes etapas de la vida  y por tanto, transmite un montón de emociones distintas desde le alegría, sorpresa, hast ala tristeza.

A Vera le ha encantado encontrarse con este libro, que aunque lleva un montón de tiempo en la estantería, aún no habíamos encontrado el momento de leerlo juntas y hoy… ha sido el día.

Y vosotros… ¿habeis tenido que hablar de la muerte con vuestros hijos? ¿cómo lo hicísteis?

http___signatures.mylivesignature.com_54493_234_91ADD561F3527947C2C153DBB3C370EA

Opt In Image
Recibe GRATIS el pdf

¿Te apetece que te haga llegar mi boletín? ¿Quieres recibir mis últimos post en tu correo?

Apúntate y recibirás el post más actual, un resumen de los cinco últimos posts, fotos, etc

No pierdas ni un segundo más y... ¡SUSCRÍBETE!

1 comment on “Hablar de la muerte con niños…”

  1. Como podemos explicar y hablar con los ninos de la muerte de un ente querido. Como explicar la perdida de un ser querido, un abuelo o una abuela, un tio o un primo, a los ninos. ?Es correcto evitar el sufrimiento en los ninos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *