¡Hola! para comenzar con este martes quería hablar de un tema, que como tantos otros, son motivo de debate. Hace tiempo que Vera muestra un gran interés por perder alguno de sus dientes y es que, espera al Ratoncito Pérez como agua de mayo. Y es precisamente de esto de lo que quería hablaros.

Hace tiempo, cuando “la mayor” era mucho  más pequeña me planteaba este tema conmigo misma, qué ocurriría cuando llegara el momento de la caída de un diente. Como os digo, soy consciente de que es un tema sobre el que hay un gran debate, ya que hay muchas familias que opinan que crearles la ilusión del Ratón Pérez es algo bonito y especial, y también sé que muchas otras familias entienden este tipo de situaciones como una mentira hacia nuestros hijos, o simplemente la creación de cierta confusión en ellos, sobre lo que es real o imaginario.

En nuestro caso decidimos que sí queríamos contar la historia de Ratoncito Pérez a las niñas, porque recordábamos con ilusión los momentos en los que nosotros vivimos esa situación de la caída de un diente, y el entusiasmo con el que por la mañana buscabas debajo de la almohada para ver si se había pasado por casa a recoger el diente y a dejarnos algún detallito. Además, pensamos que el tema del ratoncito es similar al de los Reyes Magos o Papá Noel, por lo tanto, si estábamos creando una ilusión sobre ese tema, ¿porqué no hacerlo con los dientes?

Entiendo por otro lado a las familias que piensan que los niños llega un momento en el que se muestran algo confundidos al no distinguir si se trata de algo real o fantástico, y quizás el cierto aire negativo que pueda tener, pero como os digo, respetando todas las demás opciones y opiniones, nosotros optamos por la primera.

ASPECTOS POSITIVOS DE LA HISTORIA DEL RATONCITO PÉREZ

Los /las que sigais el blog, sabréis que nos encanta, entre otras cosas, la filosofía Montessori  e  intentamos, dentro de lo posible, trabajar la autonomía de nuestras pequeñas, etc sin embargo, no seguimos esta filosofía en casa, sino que nos quedamos con aquello que más nos gusta como la creación de ambientes preparados, etc  ¿Y  por qué os digo esto? Porque muchos pensareis que dentro de la filosofía Montessori se opta por presentar la realidad, frente a la fantasía que a veces distorsiona la imagen que tienen los pequeños de determinadas cosas.

Pero como os decía antes, nosotros en este aspecto hemos optado por contar esta historia a nuestras pequeñas.

¿Qué le encontramos de positivo?

Por un lado, la ilusión y entusiasmo que tienen al pensar que pronto se les caerá un diente y recibirán la visita mágica del Ratoncito Pérez.

Por otro lado, consideramos que es una oportunidad o un tema genial para enlazar con la higiene bucodental, que a estas edades es tan importante. No sé si os pasa, pero a veces, por cansancio, porque prefieren ir a jugar, etc  dicen que no quieren lavarse los dientes, y considero que es importante crear un hábito diario que garantice la salud de sus dientes. ¿Y qué tiene que ver?… pues que supestamente, el Ratoncito, se lleva los dientes de leche sanos porque son los que podrá utilizar más adelante.

Además, es un tema genial para trabajar mediante cuentos y libros que hablen tanto del Ratoncito Pérez y su tradición, como el tema del cuerpo humano, la salud, hábitos saludables, alimentación, etc.  Por ejemplo, en casa únicamente comen chuches los fines de semana y precisamente esta restricción la pensamos también por el tema de evitar posibles caries, además de porque no forman parte de una alimentación sana.

¿Y qué ocurrirá cuando nuestros niños/as duden o se enteren de que la historia no es cierta?. Como sabeis, la escuela por ejemplo, o el parque, etc son lugares en los que surgen muchas conversaciones entre los más peques, y a veces son el lugar donde descubren la verdad sobre alguna de estas historias. Y aquí se abre de nuevo el debate… porque hay familias que prefieren hablar con sus hijos y contarles ellos mismos la realidad, cuando entienden que los niños están preparados para conocer la verdad, por el nivel de abstracción que presenten. Sin embargo, otras familias prefieren esperar a que sus hijos se enteren para aguantar la ilusión lo máximo posible.

En mi opinión, creo que de un modo u otro, tanto si se enteran por algún amigo/a como si la familia decide contar la realidad, lo importante es tratar el tema de un modo respetuoso y haciendo ver a nuestros pequeños que es una manera de mantener pequeñas ilusiones y que desde ese momento, ellos también pueden pasar a formar parte de esa magia con sus hermanos más pequeños, primitos, amigos, etc

Por si os interesa, os dejo algunos enlaces de tiendas bonitas en las que podreis encontrar unas puertas del Ratoncito Pérez preciosísimas. Nosotros tenemos una en la habitación de las niñas y están deseando que llegue el momento en que se abra.

En la tienda online de Sopacana podreis encontrar estas puerta taaaan bonitas. La nuestra es precisamente de aquí.

Si estais por Córdoba o alrededores, os recomiendo mucho muchísimo las que tienen en la tienda de Supersapiens, como podeis ver en su cuenta de instagram o facebook.

 

Si preferís optar por algún libro para hablar del tema de los dientes con vuestros peques, aquí tenéis algunos de ellos:

-¿QUIÉN VIENE ESTA NOCHE? . Este libro me parece uno de los más chulos que hay en relación a este tema, no solo porque trate la historia de la familia Pérez, sino porque da un giro a la historia, diciéndonos que en contra de lo que se creía hasta ahora… no siempre es el mismo Ratón Pérez el que acude a las casas. Eso puede dar pie a que el niño/a piense en quién vendrá cuando se le caigan sus dientes. Además, este libro es una joyita porque está hecho a modo de collage, con la magia que eso le aporta.

-“EL RATONCITO PÉREZ”. Este libro nos cuenta cómo empezó la tradición del Ratoncito Pérez de recoger los dientes de leche de los niños y niñas con bonitas ilustraciones y de una manera divertida.

 

-LIBRO-ESCENARIO RATONCITO PÉREZ. Este libro me parece precioso por lo llamativo que resulta para los más pequeños. Es un libro que contiene una especie de escenario para montar las casas, además de los personajes del cuento, cajita para los dientes y cartelito para la puerta de la habitación. ¿No es original?

EL RATONCITO PÉREZ. En esta ocasión, cuando los padres del Ratoncito Pérez lo avisan para salir en busca de dientes, se encuentra cansado porque le ha tocado viajar a destinos lejanos, sin embargo, emprende una nueva misión rápidamente.

 

Y con esto, nuestra manera de ver y entender la caída de los dientes. ¿Y vosotros/as como lo contáis a vuestros pequeños? ¿apostáis por la fantasía o la realidad? ¿qué veis de positivo o negativo en contar este tipo de historias?

Por cierto… hablando de dientes, ¿habeis visto los cepillos de dientes tan molones que hay en Moraig The Store? Personalizables 🙂

Opt In Image
Recibe GRATIS el pdf

¿Te apetece que te haga llegar mi boletín? ¿Quieres recibir mis últimos post en tu correo?

Apúntate y recibirás el post más actual, un resumen de los cinco últimos posts, fotos, etc

No pierdas ni un segundo más y... ¡SUSCRÍBETE!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *